Enviar receta

Añade aquí los correo electrónicos a los que quieres recomendar esta página (separados por comas)
MIMASA ifigen

Hummus ecológico, la unión perfecta

PROPIEDADES NUTRICIONALES

Valores nutricionales (100 g):

  • Energía 114,88 kcal
  • Proteínas 5,78 g
  • Grasas 3,6 g
    • Saturadas 0,6 g
  • Hidratos de carbono 14,84 g
    • Azúcares 0,87 g
  • Fibra alimentaria 6,3 g
  • Sodio 0,25 g
Hummus ecológico, la unión perfecta
Hummus

Lo mejor de los garbanzos y del sésamo se unen en el hummus ecológico de MIMASA para convertirlo en una fuente de proteínas de alta calidad.

El hummus ecológico de MIMASA está compuesto por garbanzos, agua, cebolla, aceite de oliva virgen extra, tahín blanco, sal atlántica, ajo en polvo y concentrado de limón. Entre ellos, los productos que proceden de la agricultura son todos ecológicos. Puede servirse sobre tostadas como si fuera un paté, o utilizarse en la preparación de salsas.

Beneficios nutricionales
El hummus ecológico de MIMASA es rico en hidratos de carbono complejos y, al mismo tiempo, contiene una cantidad mínima de grasa. Los garbanzos aportan al hummus folatos, vitamina B1, potasio, calcio, magnesio y fósforo. Por su parte, el tahín aporta los nutrientes del sésamo: calcio, otros minerales y grasas insaturadas que ayudan a reducir los niveles de colesterol.

El hummus es una fuente de proteínas de alta calidad, que se pueden equiparar a las presentes en la carne, el pescado, los huevos o los productos lácteos. Esto es debido a la combinación de aminoácidos que surge de la unión de los garbanzos con el sésamo del tahín. Como las legumbres no presentan metionina (un aminoácido esencial) y los cereales carecen de otro de ellos, la lisina, uno y otro alimento se compensan, por lo que juntos aportan todos los aminoácidos esenciales.

Las cualidades del garbanzo
Los garbanzos nos aportan hidratos de carbono complejos de absorción lenta. Su beneficio es que la glucosa se asimila de manera gradual, por lo que sus niveles en sangre no se desequilibran y generan una energía constante. Una dieta sana y equilibrada debe contar con este alimento, gran fuente de proteínas y de fibra, que favorece las funciones correctas del intestino y la ausencia de estreñimiento y parásitos intestinales. Además, presentan bajos niveles de grasas saturadas.

Los garbanzos están indicados para cualquier persona, y especialmente para aquellas que necesitan aporte de energía, como niños, adolescentes y deportistas. Su aporte de hidratos de carbono y proteínas ayuda a combatir los estados de astenia. Su consumo es beneficioso en caso de hipertensión arterial, litiasis renal o exceso de ácido úrico, ya que su alto contenido en potasio y bajo en sodio convierten a los garbanzos en un alimento diurético. Además, favorece que las situaciones de tensión y estrés se afronten mejor, debido al magnesio, fósforo y vitaminas del grupo B que presenta.