Enviar receta

Añade aquí los correo electrónicos a los que quieres recomendar esta página (separados por comas)
MIMASA ifigen

Jengibre, dos en uno

PROPIEDADES NUTRICIONALES

Especificaciones químicas:

  • Energía 347 kcal
  • Proteínas 9,1 g
  • Grasas 5,95 g
    • Saturadas 1,94 g
  • Hidratos de carbono 70 g
    • Azúcares 17,5 g
  • Sodio 0,03 g
Jengibre, dos en uno
Jengibre

Ya sea en forma de condimento de la comida o aplicado directamente como remedio natural, el jengibre presenta multitud de beneficiosas propiedades.

El jengibre de MIMASA está elaborado a base de polvo de raíz de jengibre. Además de emplearse como condimento culinario, se puede usar en compresas calientes como descongestionante de zonas dolorosas o saturadas de mucosidad.

Es recomendable utilizar el jengibre de MIMASA como condimento en la alimentación, ya que, al igual que otras especies, aporta energía beneficiosa a las zonas respiratorias. Basta espolvorearlo en cantidades mínimas en la preparación de la sopa miso, cuyo yang será dispersado rápidamente por todo el cuerpo, sobre todo en épocas de frío.

Propiedades nutricionales
El jengibre favorece la prevención de enfermedades cardiovasculares y la reducción de los niveles de colesterol en sangre. También contribuye a mejorar el riego sanguíneo debido a su efecto vasodilatador, por lo que es adecuado para personas que suelan tener manos y pies fríos, y presenta un efecto anticoagulante.

El jengibre facilita la digestión y está recomendado si se padece de gases, hinchazón abdominal, pesadez o espasmos digestivos. Además, su consumo favorece el tratamiento del colon irritable. En el caso de náuseas, el gengibre en forma de infusión –acompañado de miel u otro endulzante– puede aliviar este problema, tanto si es producido por el embarazo como por los tratamientos de quimioterapia.

Por otra parte, el jengibre actúa de forma favorable sobre resfriados o cualquier otra infección (anginas, bronquitis, otitis, cistitis, etc.).

Aplicación directa
A nivel externo, el jengibre se puede aplicar en compresas para aliviar ciertas dolencias. Para hacerlas, sólo hay que colocar una o dos cucharaditas de jengibre de MIMASA dentro de una bolsita de tejido de algodón y sumergirla en agua muy caliente (pero sin que llegue a hervir). Al cabo de unos momentos, cuando el agua se haya impregnado de gengibre, sólo hay que remojar una toalla y aplicarla en la zona a tratar a modo de compresa, procurando que sea lo más caliente posible. Se detiene el tratamiento al cabo de unos 20 minutos, cuando la piel haya enrojecido, y se conservará el calor tapando la zona con una paño de lana.

De esta forma, el jengibre ayuda a calmar dolores articulares como lumbagos, ciáticas o reumatismos, entre otros. También es un remedio natural contra las cefaleas, jaquecas y migrañas.